miércoles, 15 de abril de 2009

Peñalara

Coronamos Peñalara, realmente la tarea no resultó muy complicada, partimos de Cotos( 1860m) y salvo algunos tramos en los cuales la nieve se había tornado puro hielo, fuimos con bastante soltura sin ningún utensilio habitual para éste tipo de aventuras. Una de las cosas que más me llamó la atención, fue la jerga del montañista de la cual se sentía tan orgulloso Álvaro, a fin de cuentas se dedicará a trabajar por estos lugares en el futuro, saludo a cada cual que pasaba, sin dejarse ni a la familia que comía refugiada entre las rocas y eso fue ya pasando la Hermana Mayor, el antecesor a Peñalara.


Comenzando la subida



En éste punto contemplamos ( en la Hermana Mayor) Castilla y lo que sería Segovia, con un horizonte infinito que se elevaba cada vez más, lo cual nos trajo discusiones si la tierra se iba elevando o era un mar de planicie que se extendía más allá de lo que nuestros ojos podían ver.

Atisbando Castilla


Una vez coronada Peñalara (2428 m) decidimos comernos nuestros respectivos bocadillos y sentir el gélido aliento del viento, hermosas vistas y de fondo el “qué bonito” de Tintin que no dejaba de salir de su boca a cada paso que dábamos.




En la cima


La bajada resultó en primera instancia muy sencilla, incluso patinando por la nieve por distintas zonas, salvo el terreno que carecía ya de la misma y eran piedras, algo peligroso para los tobillos. Ya en la falda de la montaña, perdimos la senda a seguir y bajamos por el bosque, de árbol en árbol, era el método Juan.

video

Bosque


Para terminar dicho día acabamos merendando en Rascafría, en un lugar bastante acogedor, tanto que hasta dejamos propina. Por otro lado, tuvimos algún incidente en las tortuosas carreteras ya a la vuelta, con un motorista que debería mirar más los espejos retrovisores, que por salvarle la vida, casi nos salimos de la carretera.
Próximo Destino; Gredos.

Merienda

1 comentario:

  1. Deberías cambiar el título por el de: Un país en la mochila :p futuro Labordeta. El caminar por esos parajes es siempre una maravilla: en buena compañía y lejos del mundanal día a día. Gredos con su circo también está de 10, pero te recomiendo además, aunque no sea tan empinado como esos picos, que visiteis el Cañón del río lobos, por Soria. El lugar precioso también y siempre puedes colarte, con mucho cuidado, en una de sus múltiples cuevas para probar la espeleología (alucinas!! XD).

    ResponderEliminar